Viajes
Nueva York

El secreto mejor guardado de Brooklyn

Dumbo, un histórico barrio de fábricas, se convirtió en un circuito cultural, gourmet y "techie" de este famoso distrito neoyorquino.

por Lucía Vázquez | Marzo 28, 2018

Lejos de hacer referencia a la película de Disney, la zona de Dumbo –delimitada por el puente de Brooklyn, el río Este, y las calles Bridge al norte y York al este– empezó a poblarse de artistas jóvenes en busca de departamentos económicos en los años 70, después de la desindustrialización de Nueva York.

Ahora, los viejos almacenes y fábricas abandonados albergan galerías de arte, teatros, librerías y bares hipsters.

Además, Dumbo es uno de los distritos tecnológicos más importantes de Nueva York: concentra casi 500 empresas tech (entre ellas WeWork, una red de espacios de trabajo compartidos que ya llegó a la Argentina), así como agencias creativas digitales y firmas de arquitectura.

Llegar desde Manhattan hasta este barrio es fácil con la línea F del subte: después de bajar en la estación York Street, sólo queda recorrerlo con la misma tranquilidad que lo caracteriza.

A orillas del río Este

Con vista a los rascacielos

Comprar una pizza para llevar en Grimaldi’s –una de las pizzerías más famosas de Brooklyn– puede resultar aún más delicioso si el plan incluye saborearla en los bancos del Empire Fulton Ferry State Park, pegado al Puente de Brooklyn, con una vista inigualable de los rascacielos de Bajo Manhattan. Dentro del mismo parque, Jane’s Carousel (una calesita de los años 20 restaurada y con 48 caballos) espera a grandes y chicos durante los días de invierno y verano: el clima no es problema gracias a que está dentro de una “caja” de cristal.

Bordeando el río Este, con el puente de Brooklyn a nuestras espaldas y en dirección al Main Street Park, atravesamos un sendero de plantas y flores y desembocamos en Pebble Beach, una playa de rocas al pie del Puente de Manhattan, donde novias vestidas de blanco hacen sus producciones de fotos. A escasos metros, hay un espacio recreativo con juegos para niños y un lugar para realizar escalada de roca, que cierra en invierno. Antes de adentrarnos en las callecitas de adoquines y enamorarnos de la oferta artística del barrio, la intersección de las calles Washington y Water nos invita una parada obligada e inolvidable: allí se esconde la mejor postal del Puente de Manhattan.

Ojos bien abiertos

Circuito de arte y fotografía

En este barrio, los espacios de arte y fotografía abundan, y el cruce de las calles Main y Water concentra cinco imperdibles. En el número 16 de la calle Main, Minus Space se especializa en arte abstracto contemporáneo; mientras que United Photo Industries hace foco en la fotografía documental y callejera. A la vuelta, en el 91 de la calle Water, la galería de arte Janet Borden Inc. exhibe fotografía contemporánea desde 1988 y es considerada una de las mejores del país.

A unos pasos, Klompching Gallery representa a artistas emergentes; en tanto en el almacén contiguo –conocido como Empire Stores, uno de los últimos vestigios del Dumbo industrial– expone la muestra multimedia “Waterfront”, sobre el pasado y el futuro de la costa de Brooklyn. A unas cuatro cuadras, cruzando el Puente de Manhattan, Usagi NY es una galería de filosofía japonesa que combina foto, arte y cultura en un espacio híbrido que incluye una librería y un café.

Paseo culinario

El mundo en pocas cuadras

En el cuadrante de las calles Water, Main, Washington y Front se extiende un circuito gastronómico que hace honor a todos los gustos: hay parrillas (Sugarcane Raw Bar Grill), lugares de sushi (Miso), chocolaterías (Jacques Torres Chocolate), panaderías (Almondine Bakery), galleterías (One Girl Cookies), tiendas de bagels (La Bagel Delight), bares trendy (Brooklyn Roasting Company) y restaurantes de cocina italiana (Al Mar) y norteamericamericana (Atrium).

Postales del otro lado del puente

Pasando por debajo del Puente de Brooklyn, en el límite de Dumbo con el barrio Brooklyn Heights, hay una gran oferta gourmet que incluye la hamburguesería Shake Shack, el café River –sobre el muelle–, la heladería Brooklyn Ice Cream Factory y las pizzerías Ignazio’s y Juliana’s, histórico rival de Grimaldi’s. Brooklyn Heights es otra zona para visitar, en especial por su paseo costero “Brooklyn Heights Promenade” y su parque Brooklyn Bridge Park, con una panorámica única de Manhattan.

En tres pasos: Así podés ver todo lo que Facebook sabe sobre vos
Artículo anterior En tres pasos: Así podés ver todo lo que Facebook sabe sobre vos
Artículo siguiente ¿Por qué se regalan huevos de pascuas en semana santa?
¿Por qué se regalan huevos de pascuas en semana santa?